AsiaComercioOceanía

RCEP: los compromisos de Nueva Zelanda

La Asociación Económica Amplia Regional (RCEP) es el acuerdo de libre comercio más reciente de Nueva Zelanda en vigor.

Fue firmada el 15 de noviembre de 2020 por Nueva Zelanda y otros 14 países del Indo-Pacífico (Australia, China, República de Corea, Japón y 10 Estados miembros de la ASEAN).

El Acuerdo entró en vigor el 1 de enero de 2022 tras la ratificación de seis de sus miembros y, una vez que esté plenamente en vigor, se considerará la mayor zona de libre comercio negociada hasta la fecha si se toma como referencia el producto interno bruto (PIB) (que representó el 29% del PIB mundial en 2020).

La RCEP abarca el comercio de mercancías y servicios y las inversiones. En párrafos abajo se describen algunos de los compromisos de Nueva Zelanda en el marco de este acuerdo comercial, de acuerdo con información de la Organización Mundial de Comercio (OMC).

En el comercio de mercancías, la mejora de las condiciones de acceso a los mercados en el marco de la RCEP será limitada, habida cuenta de que Nueva Zelandia ya tiene suscritos ALC (en algunos casos más de uno) con todas las partes en la RCEP, y esos ALC seguirán aplicándose en paralelo.

Sin embargo, se espera que la RCEP aporte beneficios adicionales en comparación con los ALC existentes en otros ámbitos, en particular por lo que se refiere a la reducción de los obstáculos no arancelarios.

Por ejemplo, el Acuerdo prevé un conjunto común de normas de origen y normas comunes en relación con determinados procedimientos aduaneros, lo que facilitará en gran medida la circulación de mercancías entre sus partes.

En el marco de la RCEP, Nueva Zelandia completará la aplicación de su calendario de liberalización arancelaria para 2041, y 92% de sus líneas arancelarias quedarán libres de derechos en 2036, tras lo cual solo se efectuarán reducciones arancelarias.

RCEP

En el caso de las demás partes, la proporción de líneas arancelarias que quedarán exentas de derechos en virtud del Acuerdo oscila entre 81% (en el caso del Japón para las importaciones procedentes de la República de Corea) y 100% (Singapur).

Los períodos de transición para la aplicación variarán también según las partes, y van desde la aplicación inmediata hasta un plazo máximo de 36 años contados a partir de la entrada en vigor del Acuerdo.

La RCEP ampliará algunos de los compromisos adquiridos por Nueva Zelandia en el marco de los ALC vigentes en el ámbito de los servicios y, en particular, de las inversiones, habida cuenta de que la cobertura de las inversiones en algunos de los ALC vigentes entre Nueva Zelandia y las partes en la RCEP es limitada, como sucede en el caso de los ALC suscritos con países de la ASEAN que no son partes en el CPTPP.

La RCEP contiene también disposiciones sobre OTC, MSF, medidas comerciales correctivas, propiedad intelectual, comercio electrónico, política de competencia, pymes, contratación pública y cooperación económica y técnica.

Prevé un mecanismo de solución de diferencias entre Estados y el examen de la inclusión de otro para la resolución de diferencias entre inversores y Estados en un plazo de cinco años a partir de la entrada en vigor del Acuerdo.

 

Redacción Opportimes

Publicidad
Mostrar más
Botón volver arriba