OMC busca nuevo acuerdo sobre inversiones

Un nuevo acuerdo de la Organización Mundial de Comercio (OMC) para facilitar la inversión podría estar listo en 2023, consideró la directora general adjunta de la OMC, Anabel González.

A principios de 2023, la OMC está a punto de alcanzar un nuevo acuerdo sobre facilitación de la inversión para el desarrollo (FID, por su sigla en inglés).

Más de 110 miembros de la OMC han estado trabajando duro para llegar a un acuerdo que ayude a los países de todas las regiones a mejorar su clima de inversión y atraer Inversión Extranjera Directa (IED).

Dado que se prevé que el crecimiento mundial se ralentice este año hasta alcanzar su tercer ritmo más débil en casi tres décadas y que el margen fiscal de los gobiernos se está estrechando, un acuerdo para facilitar la inversión podría ayudar a invertir las difíciles perspectivas impulsando el crecimiento y la inversión, especialmente en los países en desarrollo y menos desarrollados.

González afirmó que se necesita un último empujón para cerrar el acuerdo.

OMC

Según ella, la inversión privada es clave para fomentar el crecimiento, así como para financiar las transiciones digital y energética.

Para los países pobres, es clave para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

En las condiciones adecuadas, destacó González, la IED fomenta la transformación económica para impulsar el crecimiento y la prosperidad mediante el aumento de la productividad y el uso eficiente de los recursos; el aumento de la integración comercial mundial a través de un mejor acceso a los mercados internacionales y la participación en las cadenas de valor mundiales; la transferencia de tecnología local y los efectos indirectos de la innovación; y la creación de empleo y la mejora de nuevas capacidades, conocimientos técnicos y técnicas de gestión.

Dada la contribución potencial de la IED al crecimiento sostenible, la mayoría de los países aspiran a aumentar la inversión privada. Por desgracia, incluso antes de la pandemia, los flujos de IED ya se habían debilitado.

La guerra de Ucrania, el aumento de la inflación y la preocupación por una posible recesión han frenado aún más la confianza de los inversores, por lo que los países deben redoblar sus esfuerzos para atraer nuevas inversiones.

 

Redacción Opportimes

Salir de la versión móvil