América del NorteComercio

Comercio exterior por regiones: 1T22

La Conferencia de Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD) difundió los resultados del comercio exterior del mundo por regiones correspondiente al primer trimestre de 2022.

En ese periodo, el comercio de mercancías fue significativamente superior a los niveles de 2021, tanto en los países en desarrollo como en los desarrollados.

Por un lado, las exportaciones de mercancías de los países en desarrollo fueron aproximadamente 25% más altas en el primer trimestre de 2022 que en el de 2021.

En comparación, esta cifra es de aproximadamente 14% para los países desarrollados.

El comercio entre países en desarrollo (Sur-Sur) fue aproximadamente 23% más alto en el primer trimestre de 2022 que en el mismo trimestre de 2021, y aproximadamente 42% más alto que los niveles anteriores a la pandemia.

Al mismo tiempo, el comercio Sur-Sur fuera de Asia Oriental creció más durante el último año y ahora se ha recuperado hasta alcanzar niveles similares a los del comercio de las economías de Asia Oriental.

Comercio Exterior

La economía mundial experimentó repetidas ralentizaciones en el ejercicio cerrado el 31 de marzo de 2022 en respuesta a los brotes de la pandemia de Covid-19.

Aun así, la actividad económica se reanudó en gran medida, sobre todo en los países de Occidente que estuvieron a la vanguardia en la administración de los programas de vacunación contra el Covid-19

En ese entorno, las tasas de crecimiento del comercio exterior en el primer trimestre de 2022 siguieron siendo fuertes en todas las regiones geográficas, aunque algo más bajas en las regiones de Asia Oriental y el Pacífico.

El crecimiento de las exportaciones ha sido en general más fuerte en las regiones exportadoras de productos básicos, ya que los precios de estos productos han aumentado.

Según la compañía financiera Nomura Holdings, la pandemia tuvo un impacto persistente en las economías de mercado emergentes en particular, provocando una atonía en la producción y la distribución que, al combinarse con la demanda reprimida desencadenada por la recuperación económica, condujo a restricciones cada vez más graves de la oferta y, a su vez, a un aumento de la inflación.

A pesar de las expectativas iniciales de que no duraría, este aumento de la inflación se prolongó y, como consecuencia, los bancos centrales de los principales países y regiones de todo el mundo se mostraron más proclives a ejecutar el endurecimiento de la política monetaria antes de lo que habían previsto, o a elevar sus tipos de interés oficiales en mayores incrementos.

Esto provocó una mayor preocupación por el aumento de los tipos de interés en los mercados financieros. Los mercados mundiales de renta variable mantuvieron una tendencia general alcista, aunque salpicada de numerosos ajustes a la baja provocados por la preocupación por la inflación sostenida y el aumento de los tipos de interés de mercado.

 

Redacción Opportimes

Publicidad
Mostrar más
Botón volver arriba