Tesla: inversiones, AIFA y nueva planta en México

Tesla analiza la posibilidad invertir en una nueva planta ubicada cerca del Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles (AIFA), informó a Reuters Jesús Ramírez, vocero de la Presidencia de México.

México tiene 78 aeropuertos, de los cuales 65 atienden pasajeros internacionales; en 2022 se inauguró el AIFA.

Actualmente, los aeropuertos en México están operados por tres grupos aeroportuarios privados (todos de capital mexicano) y por entidades públicas.

Estas son Aeropuertos y Servicios Auxiliares (ASA), Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM), empresas paraestatales y, desde 2020, Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles (AIFA), constituida para operar el Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles.

El AICM opera el principal aeropuerto del país, el de la Ciudad de México (CDMX).

“Tesla está estudiando invertir en esa zona para aprovechar la ventaja del AIFA”, dijo Ramírez.

Tesla

La empresa diseña, desarrolla, fabrica, vende y alquila vehículos totalmente eléctricos de alto rendimiento y sistemas de generación y almacenamiento de energía, y ofrece servicios relacionados con sus productos.

Por lo general, Tesla vende sus productos directamente a los clientes, y sigue ampliando su infraestructura de cara al cliente a través de una red mundial de centros de servicio de vehículos, servicio móvil, talleres de carrocería, estaciones de supercargadores y cargadores en destino para acelerar la adopción generalizada de sus productos.

A medida que la tecnología automotriz se vuelve más sofisticada, México buscará soluciones que incluyan big data, tecnologías inalámbricas, electrificación e innovación.

De acuerdo con el Departamento de Comercio de Estados Unidos, los exportadores estadounidenses que también apoyan su propio diseño, ingeniería y desarrollo de líneas de productos están en mejor posición para atender a los clientes del mercado automotriz y otros en el sector de manufactura avanzada.

T-MEC

La principal competencia en piezas de equipo original procede de fabricantes nacionales, así como de China, Japón, Corea del Sur, Alemania y Canadá, entre otros países.

Las normas de origen específicas del T-MEC son más estrictas, ya que los umbrales para conferir origen son más altos, en particular en el caso de ciertos sectores como los automóviles, el acero y el aluminio.

Por ejemplo, para muchos productos automotrices el Valor de Contenido (VCR) se incrementó de 62.5% en el TLCAN al 75% en el T-MEC.

Además, para obtener el origen los productores de automóviles deben utilizar aluminio y acero de la región que alcancen 70% del valor de las compras, y el origen solo se confiere si el metal se funde y vierte en el territorio de alguna de las Partes.

Además, el T-MEC además establece un criterio de contenido de valor laboral (CVL) para conferir origen en el sector automotriz.

 

Redacción Opportimes

Salir de la versión móvil