Inversiones

¿Qué es Ley de CHIPS y Ciencia de Estados Unidos?

En agosto de 2022, Estados Unidos promulgó la Ley de CHIPS y Ciencia de 2022 (la Ley de chips), con la que se apoyará la producción de semiconductores.

La Ley CHIPS ofrece incentivos a los fabricantes de chips semiconductores en los Estados Unidos, incluyendo la concesión de un crédito de inversión en fabricación del 25% para las inversiones en propiedades de fabricación de semiconductores puestas en servicio después del 31 de diciembre de 2022, cuya construcción comience antes del 1 de enero de 2027.

Las inversiones en propiedades pueden acogerse al crédito del 25% si, entre otros requisitos, la propiedad forma parte del funcionamiento de una instalación de fabricación avanzada, definida como aquella que tiene como objetivo principal la fabricación de semiconductores o equipos de fabricación de semiconductores.

Actualmente, empresas como Alpha and Omega Semiconductor están evaluando el impacto de la Ley de CHIPS y Ciencia.

Los semiconductores son dispositivos electrónicos que realizan diversas funciones, como la conversión o el control de señales, el procesamiento de datos y el suministro o la gestión de energía.

Con los avances en la tecnología de semiconductores, la funcionalidad y el rendimiento de los semiconductores han aumentado en general con el tiempo, mientras que el tamaño y el coste han disminuido en general.

Ley de CHIPS y Ciencia

Estos avances han dado lugar a la proliferación de semiconductores más complejos que se utilizan en una amplia variedad de mercados de consumo, informática, comunicaciones e industriales y han contribuido al crecimiento de la industria de los semiconductores.

Esto se ha visto acelerado por el aumento de la normativa que regula la eficiencia energética en muchas aplicaciones finales.

Por su parte, Intel sigue trabajando con los gobiernos de Estados Unidos y Europa para avanzar en los incentivos para la capacidad de fabricación nacional de semiconductores de vanguardia.

En los últimos meses se han logrado avances considerables, ya que el presidente Joe Biden firmó la Ley CHIPS y de Ciencia, que incluye la financiación de 52,000 millones de dólares en incentivos para la industria de semiconductores de Estados Unidos; el Congreso estadounidense está avanzando con la Ley FABS, que establecerá un crédito fiscal para la inversión en semiconductores en Estados Unidos; y la Ley Europea de Chips ha añadido 15,000 millones de euros a los 30,000 millones de euros existentes en inversiones públicas para construir nuevas infraestructuras, entre otros avances.

El acuerdo de Intel con Brookfield se produce tras el memorando de entendimiento que ambas compañías anunciaron en febrero de 2022.

Según los términos del acuerdo, las empresas invertirán conjuntamente hasta 30,000 millones de dólares en la expansión de la fabricación de Intel anunciada previamente en su campus de Ocotillo en Chandler, Arizona, con Intel financiando 51% y Brookfield 49% del coste total del proyecto.

 

Redacción Opportimes

Publicidad
Mostrar más
Botón volver arriba