Mercados

Perspectivas económicas para 2022: BAsD

El crecimiento de las principales economías avanzadas de este año será ligeramente inferior al previsto en septiembre, de acuerdo con las perspectivas económicas del Banco Asiático de Desarrollo (BAsD).

Para comenzar, el consumo se desaceleró por los aumentos repentinos del Covid-19 y el debilitamiento del apoyo fiscal en los Estados Unidos y Japón menguó los resultados del tercer trimestre, lo que provocó revisiones a la baja de las previsiones de crecimiento para todo el 2021.

Esto se vio parcialmente compensado por el fuerte crecimiento del tercer trimestre en la zona del euro.

En conjunto, ahora se espera que las principales economías avanzadas crezcan 4.8% en 2021 y 4.0% en 2022.

Particularmente, el crecimiento del PIB en Estados Unidos se desaceleró a 2.1% intertrimestral en el tercer trimestre en términos anualizados ajustados estacionalmente.

Aparte del resurgimiento de los casos de Covid-19, la desaceleración del crecimiento reflejó la desaparición del gran apoyo fiscal del gobierno.

La confianza del consumidor se redujo durante el tercer trimestre y sigue estando condicionada por los cambios en los nuevos casos de infección por Covid-19.

Al mismo tiempo, el índice de gerentes de compras se suavizó en el tercer trimestre, lo que indica correctamente una producción industrial algo más lenta, frenada en parte por la interrupción de la cadena de suministro.

Sin embargo, el índice mejoró en el cuarto trimestre principalmente por aumentos fuera del sector manufacturero.

Perspectivas económicas

Asimismo, la tasa de desempleo en Estados Unidos siguió cayendo hasta 4.2% en noviembre.

Pero el empleo no agrícola agregó sólo 210,000 nuevos empleos ese mes, la ganancia mensual más baja en 2021.

Para promover sus metas máximas de empleo y estabilidad de precios, la Reserva Federal se compromete a mantener baja su tasa de fondos federales objetivo, pero decidió comenzar a disminuir su tasa neta mensual de compras de activos en noviembre y diciembre de 2021 por 10,000 millones de dólares para valores del Tesoro y por 5,000 millones para valores respaldados por hipotecas de agencias.

Con la evolución suave del tercer trimestre, según las proyecciones del BAsD, la economía estadounidense crecerá más lentamente de lo esperado.

Incluso suponiendo que el ritmo de crecimiento se recupere en el cuarto trimestre, las previsiones de crecimiento se ajustan a 5.5% para 2021 y 3.9% para 2022.

En consecuencia, la economía tardará más en recuperar su valor prepandémico.

Europa

También como parte de las perspectivas económicas del BAsD, la recuperación de la zona del euro se aceleró aún más en el tercer trimestre de 2021, pero los crecientes vientos en contra frenarán el crecimiento en el cuarto trimestre.

El crecimiento del PIB se disparó a un máximo histórico de 9.1% en el tercer trimestre de un trimestre a otro, o 3.7% interanual, impulsado por el sólido gasto de los consumidores, que continuó rotando desde los bienes duraderos hacia los servicios.

Sin embargo, los indicadores adelantados sugieren que los cuellos de botella de la oferta global que han pesado sobre la producción industrial desde agosto, así como el reciente aumento en los casos de Covid-19, limitarán el crecimiento en el cuarto trimestre.

Antes de repuntar algo en noviembre, el índice de gerentes de compras manufactureras cayó a un mínimo de 16 meses de 53.3 en octubre, mientras que el índice de servicios cayó a un mínimo de seis meses de 54.6, arrastrando el índice compuesto a 54.2.

Además, el sentimiento económico disminuyó de 118.6 en octubre a 117.5 en noviembre en medio de crecientes preocupaciones sobre una cuarta ola de Covid-19.

BAsD espera que la reimposición de restricciones más estrictas en Alemania y otros países, y la aparición de la nueva variante del coronavirus Omicron, frenen el consumo y la actividad económica en el bloque monetario en diciembre.

 

Redacción Opportimes

Publicidad
Mostrar más
Botón volver arriba