América del NorteAmérica LatinaComercio

México se beneficiaría de una guerra comercial EEUU-China: De la Calle

México podría resultar beneficiado en el corto plazo de una guerra comercial entre Estados Unidos y China, estimó Luis de la Calle, director general de la Consultoría De la Calle, Madrazo, Mancera (CMM).

China pretende conseguir una “nueva normalidad”, que se caracterizaría por un crecimiento económico menor y cada vez más orientado hacia los servicios y la tecnología. Dado que China es uno de los principales actores del comercio mundial, esto tendrá consecuencias para el resto del mundo, por el impacto que podría tener sobre las pautas del comercio.

De la Calle acotó, sin embargo, que en el mediano y largo plazo todos los países pierden en una guerra comercial de amplias dimensiones y que el efecto particular para México en ese horizonte dependerá también de lo que pase en el sistema multilateral de comercio.

Delimitó su comentario además en el sentido de que no se le desea ningún mal a la economía de China, aun cuando fuera en beneficio directo de México.

La Administración del presidente estadounidense, Donald Trump, anunció oficialmente el viernes pasado que impondrá, en dos etapas, aranceles de 25% a las importaciones de productos chinos con un valor de 50,000 millones de dólares, la primera de las cuales inicia el 6 de julio.

De no llegar a un acuerdo ambos países para evitar estas tarifas, De la Calle dijo que México podría tener oportunidades para ampliar sus exportaciones al mercado de Estados Unidos respecto a los productos enlistados, que incluyen autopartes, equipo eléctrico, maquinaria ligera, impresoras y equipo médico, entre otros.

En paralelo, proyectó que el gobierno de Estados Unidos no insistirá en los “próximos meses” en su salida del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

Los principales productos de exportación de China siguieron siendo las máquinas de oficina y el equipo de telecomunicaciones, y los textiles y las prendas de vestir. Las manufacturas representan más de 60% de las importaciones de China, que consisten principalmente en máquinas de oficina y equipo de telecomunicaciones, y productos químicos.

Los principales destinos de las exportaciones de mercancías de China son Estados Unidos, la Unión Europea, Hong Kong, Japón, República de Corea y los países de la ASEAN. Entre sus principales fuentes de sus importaciones destacan: la Unión Europea, República de Corea, Estados Unidos, Taipei Chino, Japón, Australia, y los países de la ASEAN.

De enero a abril de 2018, las exportaciones mexicanas de productos al mercando estadounidenses sumaron 110,271 millones de dólares, mientras que las de China a ese mismo destino fueron por 161,342 millones de dólares, de acuerdo con datos del Departamento de Comercio de Estados Unidos.

México es un competidor directo de China en una amplia gama de productos manufacturados exportados al mercado estadounidense.

Por cada 100 dólares en el valor final de un bien que Estados Unidos importa de México, 40 son de contenido estadounidense. La participación equivalente en el caso canadiense es de 25 dólares. En contraste, por cada 100 dólares de importación de China y la Unión Europea, únicamente 4 y 2 dólares, respectivamente, corresponden a insumos de Estados Unidos.

 

pleca

Publicidad
Mostrar más
Botón volver arriba