Nota Destacada

México dividido

Hoy por la madrugada, sin poder dormir, me dio por revisar mis redes sociales, y como siempre, es tan deprimente observar en los diferentes medios de comunicación el triste día a día que vivimos en nuestro México, e inclusive, el mundo.

Recursos económicos, sector primario, política interior y corrupción, inseguridad, COVID-19, etc., etc., es nuestro pan de cada día.

He sido víctima del crimen organizado, he vivido la corrupción en carne propia y con las personas que más quiero, veo como el mal manejo de los recursos económicos del país nos han llevado a un nulo crecimiento por la incertidumbre, en general, todos hemos pasado por un mal rato.

¡Creo que todos estamos de acuerdo!

Sin embargo, en este momento el tema de máximo interés es el COVID-19, el cómo nos ha afectado en casi todo y jamás habíamos pensado en perder de una manera tan repentina.

Día a día observo tantas opiniones divididas, al grado de ser destructivos con los demás, y opinar por opinar, o peor aún, callando por temor al ¿Qué dirán?, mi opinión no tiene ningún fin en específico.

Observar diariamente hashtags como “#gatellinepto”, “#nosfaltan43mil”, y yo me pregunto, ¿es acaso el gobierno el causante de toda esta situación?, en parte considero que sí, al no poner el ejemplo desde los altos mandos con el uso del cubre bocas, al ser demasiado flexible con la sociedad, de reabrir lugares no esenciales como centros comerciales, cines, etc., cuando el número de contagios COVID va al alza diariamente.

Sin embargo, soy consciente que la otra mitad del problema, son las personas que no entienden razones, pensando “si el sale, ¿Por qué yo no?, aquellas que aplauden al ver llegar un camión de cerveza, aquellos que no creen en la existencia del nuevo coronavirus, aquellos que se rehúsan a tomar medidas preventivas.

Hace tiempo escuche un comentario que decía: “los mexicanos esperaban ver un contexto trágico como en España o Italia, donde las calles lucían desoladas, hospitales colapsados, fronteras cerradas indefinidamente, etc. Para sentirse a gusto” Y afortunadamente no fue el caso.

Hoy me encuentro en la comodidad de mi casa sin salir, sé que no cualquiera goza de ese privilegio y soy consciente que muchas personas viven al día, o muchas veces ni si quiera eso.

Por último, un tema bastante mencionado en los últimos días, cuando el subsecretario de prevención y promoción de la salud, Hugo López Gatell, calificaba como “veneno embotellado” a las bebidas azucaradas, yo personalmente le doy la razón, son deliciosas, ¡claro que sí!, pero lamentablemente su consumo en nuestro país no está regulado, nos bombardean de publicidad en cada rincón, desde las redes sociales, televisión, espectaculares, etc., además de su accesible disponibilidad y precio.

He de confesar que llegue a un límite donde se veía comprometida mi salud, por lo que opte no consumirlas más durante un periodo indefinido, valoro más mi salud y dejar de pertenecer a un grupo vulnerable por causa del sobrepeso y la obesidad, y las enfermedades que pudiesen emanar de ello.

Al final, soy consciente que cada persona es libre expresarse a voluntad, y como yo, poder dar mi opinión respecto a esta situación que nos afecta a todos.

¡Vamos raza, cuídense, que no cuesta nada! Saldremos de esta como siempre.

Miguel Alejandro Sánchez Tapia

Ig. @aledetapia

Publicidad
Mostrar más
Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: