Logística

La valoración en aduana en México

El valor en aduana en México se determina conforme al Acuerdo sobre Valoración en Aduana de la Organización Mundial de Comercio (OMC) y a la Ley Aduanera.

Por lo general, el valor en aduana es el valor de transacción y cuando el valor no se pueda determinar según este método se utilizan los demás métodos estipulados en el Acuerdo de la OMC (artículos 65 a 71 y 78 de la Ley Aduanera).

Desde 2018, los importadores deben entregar a la agencia o al agente aduanal encargados del despacho de las mercancías una manifestación con los elementos necesarios para determinar el valor en aduana de las mercancías.

El importador debe conservar en formato digital dicha manifestación y obtener la información, documentación y otros medios de prueba necesarios para comprobar que el valor declarado ha sido determinado de conformidad con la Ley, y proporcionarlos a las autoridades aduaneras si estas lo requieren (artículo 59 de la Ley Aduanera).

De acuerdo con la OMC, este cambio se introdujo para que la autoridad aduanera pueda comprobar el valor declarado y determinar el valor en aduana cuando los datos del proveedor en el extranjero o el domicilio fiscal del importador sean falsos o inexistentes.

Los importadores tienen derecho de pedir una justificación, antes del despacho de la mercadería, sobre el método de valoración o los elementos utilizados para determinar el valor en aduana de las mercancías (artículo de 78-B de la Ley Aduanera).

Según las autoridades, en la mayoría de los casos (72.5% en 2021) se utilizó el valor de transacción.

Valoración en aduana

México continúa utilizando precios estimados para la valoración de ciertas mercancías con el fin de evitar la subvaluación, así como la evasión de impuestos.

Esos precios no pueden utilizarse para determinar la base gravable de los aranceles, ya que sirven solo de referencia para saber cuándo el valor declarado en el pedimento es inferior al valor de la mercancía, y determinar el monto de la garantía que debe depositarse ante la posible afectación fiscal. Para importar cualquier mercancía sujeta a un precio estimado, el importador debe depositar una garantía.

Desde 2019, se utilizan precios estimados para las importaciones de calzado, textiles y confección, si bien la legislación permite que se puedan utilizar también en el caso de los vehículos, independientemente de la procedencia de las importaciones.

Los procedimientos para determinar el valor en aduana de las mercancías importadas no han sufrido modificaciones sustanciales en el último lustro.

 

Redacción Opportimes

Publicidad
Mostrar más
Botón volver arriba