Nota Destacada

Exportaciones estadounidenses a China mantienen tendencia a la alza

Las exportaciones estadounidenses de productos a China han mantenido una tendencia a la alza desde 2020, tras caer dos años continuos.

Primero, las ventas externas de bienes de Estados Unidos al mercado chino cayeron 7% en 2018 y después descendieron 11% en 2019.

Pero en 2020 las exportaciones estadounidenses a ese destino crecieron 17 por ciento.

Finalmente, estas ventas avanzaron 52.7% en el periodo de enero a abril de 2021, para alcanzar así los 46,574 millones de dólares.

Todos estos porcentajes están expresados en términos interanuales.

Exportaciones estadounidenses

El déficit en cuenta corriente de Estados Unidos, la medida más amplia de las exportaciones netas al resto del mundo, aumentó a 647,000 millones de dólares en 2020, desde 480,000 millones de dólares en 2019, un aumento del 35 por ciento.

El déficit por cuenta corriente se amplió significativamente debido a la pandemia.

Si bien los flujos comerciales comenzaron a recuperarse después de la importante perturbación sufrida en el segundo trimestre, las importaciones aumentaron más rápido que las exportaciones, lo que amplió el déficit.

Estados Unidos ha mantenido un superávit en las exportaciones netas de servicios pero un déficit en bienes a lo largo del tiempo.

Según la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), esta estructura afectó la balanza comercial en 2020, ya que la pandemia obligó a un cambio en el gasto de los consumidores de los servicios a los bienes.

En todo 2020, las exportaciones estadounidenses de productos al mundo sumaron 1.4 billones de dólares y descendieron 13% a tasa anual.

En ese mismo año, destacaron los siguientes embarques a China: soya (14,200 millones de dólares), circuitos integrados (10,200 millones), aceites de petróleo (6,800 millones) y autos (6,100 millones).

La contracción del PIB real de Estados Unidos en 2020 (-3.5%) reflejó disminuciones en los gastos de consumo personal, las exportaciones, la inversión en inventarios privados, la inversión fija no residencial y el gobierno estatal y local, que fueron parcialmente compensadas por aumentos en el gasto del gobierno federal y la inversión fija residencial.

Las importaciones, que son una resta en el cálculo del PIB, disminuyeron.

 

Publicidad
Mostrar más
Botón volver arriba