Finanzas

Evergrande tiene pasivos por US$ 304,000 millones ¿Qué China debe hacer?

Evergrande, con alrededor de 304,000 millones de dólares en pasivos totales, incluidos algunos en mercados extraterritoriales, ha visto recientemente que los precios de sus bonos alcanzaron niveles difíciles y el precio de sus acciones cayó más de 70% desde mediados de 2021.

Con el telón de fondo de una campaña regulatoria para frenar el sector inmobiliario grande y altamente apalancado, los participantes del mercado se han preocupado cada vez más por un posible incumplimiento de Evergrande, uno de los desarrolladores inmobiliarios más grandes de China, refiere un análisis difundido por el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Hasta ahora, el contagio se ha limitado a otros promotores inmobiliarios financieramente débiles y empresas con calificaciones más bajas.

Sin embargo, según el mismo análisis, si bien las autoridades tienen las herramientas para intervenir si la situación empeorara, existe el riesgo de que surjan tensiones financieras más amplias, con implicaciones extremas tanto para la economía y el sector financiero chinos como para los mercados de capitales globales.

El análisis, elaborado por Fabio Natalucci y Helge Berger, concluye que hay varios canales macrofinancieros a través de los cuales se pueden transmitir las tensiones.

Evergrande

En términos de posibles efectos financieros internos, las exposiciones directas agregadas de los bancos chinos a Evergrande parecen ser limitadas, aunque las instituciones bancarias más pequeñas con posiciones de capital más débiles pueden enfrentar desafíos.

Sin embargo, si el estrés se extendiera ampliamente al sector de promoción inmobiliaria en general, las exposiciones del sistema financiero serían significativamente mayores.

Varias instituciones financieras están involucradas (incluidos bancos, compañías fiduciarias y otras entidades bancarias en la sombra), directamente a través de préstamos, bonos y otros instrumentos de crédito, así como indirectamente a través de garantías y pasivos contingentes, a menudo a través de canales opacos y difíciles de cuantificar que crean un alto grado de interconexión dentro del sistema financiero.

Además, dado que los promotores inmobiliarios representan una parte notable de los préstamos en los mercados extraterritoriales, estos mercados podrían verse sometidos a tensiones y crear desafíos de financiación también para otros emisores.

China: Evergrande y los promotores inmobiliarios bajo presiónEvergrande, Evergrande tiene pasivos por US$ 304,000 millones ¿Qué China debe hacer?

Consecuencias

En general, advierten los autores, las repercusiones macroeconómicas por la empresa podrían magnificar enormemente el impacto de las tensiones financieras, con un ciclo de retroalimentación de las condiciones financieras.

Los efectos en cadena sobre las empresas inmobiliarias podrían tener un impacto adverso en el crecimiento dados los considerables pasivos frente a varias contrapartes.

Una caída sostenida de los precios de la vivienda podría afectar la confianza y el gasto de los consumidores. Los ingresos por venta de tierras del gobierno local podrían caer, lo que obligaría a los gobiernos locales a reducir la inversión pública y reforzaría las preocupaciones de los inversores sobre el apoyo estatal a las entidades de propiedad del gobierno local, especialmente en provincias con finanzas públicas débiles.

Por último, una desaceleración en el crecimiento económico y un endurecimiento de las condiciones financieras en China podrían traer efectos de contagio al resto del mundo, por ejemplo, a través de exposiciones directas de inversionistas internacionales a activos financieros chinos (que ha estado creciendo como resultado de la inclusión de China en los índices de referencia globales), un deterioro en el apetito por el riesgo global en un momento en que las valoraciones de los activos se están estirando y un endurecimiento de las condiciones financieras en los mercados emergentes.

¿Qué deben hacer los políticos chinos?

Para ambos analistas, es necesario fortalecer los marcos de reestructuración empresarial e insolvencia a más largo plazo para facilitar la salida basada en el mercado de las empresas no viables.

A corto plazo, las herramientas están disponibles para contener y gestionar el potencial estrés financiero y reducir cualquier impacto adverso en la economía.

Sin embargo, existen compensaciones desafiantes en términos de la extensión del apoyo a las entidades y sectores financieros afectados y el momento de la intervención.

Cuanto más amplias sean las medidas de apoyo, especialmente si van acompañadas de una relajación real o percibida del esfuerzo más amplio por desapalancar el sistema financiero a lo largo del tiempo, mayor es el riesgo de que resurjan las fragilidades financieras en el futuro.

De manera similar, una intervención temprana y claramente comunicada probablemente minimizaría el riesgo de contagio, aunque a costa de reforzar la percepción de que las empresas individuales son demasiado grandes para quebrar. Sin embargo, posponer el apoyo al sistema financiero para inculcar la disciplina del mercado puede requerir medidas más amplias para manejar el estrés financiero.

 

Evergrande, Evergrande tiene pasivos por US$ 304,000 millones ¿Qué China debe hacer?

Publicidad
Mostrar más
Botón volver arriba