Industria

Esteban Moctezuma Barragán: Ley de Reducción de la Inflación y Norteamérica

Esteban Moctezuma Barragán, embajador de México en Estados Unidos, destacó la implicación de la Ley de Reducción de la Inflación de Estados Unidos en la integración productiva de América del Norte.

“Hay signos muy claros, muy concretos y muy alentadores de la dirección que estamos tomando en ese sentido”, dijo Moctezuma Barragán en la Convención Nacional Index, en la Ciudad de México.

Ante todo, el 16 de agosto de 2022, la legislación de conciliación presupuestaria, comúnmente conocida como la Ley de Reducción de la Inflación de 2022 (IRA), se convirtió en ley.

La IRA contiene múltiples disposiciones relacionadas con la adopción y el despliegue de tecnologías de “transporte limpio”, basándose en los programas e incentivos existentes para el “transporte limpio”.

“(Es) una iniciativa del presidente (Joe) Biden en un momento decisivo para el futuro sostenible de la región de América del Norte. Es la primera vez que América del Norte se incluye como región en un mandato del Congreso estadounidense”, agregó Moctezuma Barragán.

Algunas de las diversas disposiciones fiscales de la IRA pertenecen al “transporte limpio”.

Por ejemplo, la IRA modifica el crédito fiscal existente para los nuevos vehículos eléctricos enchufables (PEVs), dando lugar a un crédito fiscal modificado para ciertos “vehículos limpios”.

Esteban Moctezuma Barragán

También la IRA crea un nuevo crédito fiscal para “vehículos limpios” de propiedad anterior y “vehículos limpios” comerciales.

Además, según un análisis del Congreso estadounidense, se quita el umbral de eliminación gradual de 200,000 unidades por fabricante, lo que permite que los nuevos vehículos de Tesla y General Motors que cumplan los requisitos vuelvan a ser elegibles para el crédito fiscal completo.

Por último, la IRA modifica el crédito fiscal existente para la propiedad de reabastecimiento de combustible alternativo. Los cuatro créditos fiscales expiran el 31 de diciembre de 2032.

“El crédito fiscal para vehículos eléctricos a fábricas en América del Norte es un gran paso en la creación de una región fuerte, competitiva y humanista”,  dijo el funcionario mexicano.

Con la aprobación de la Ley de Reducción de la Inflación se permite usar créditos automotrices estadounidenses para la compra de autos producidos también en México y Canadá.

Incentivos

La nueva iniciativa sustituyó a otra presentada el año pasado por la administración del presidente Biden que incluía créditos fiscales para vehículos eléctricos y discriminaba la producción de México y Canadá.

La anterior iniciativa aumentaría los créditos para vehículos eléctricos hasta 12,500 dólares por vehículo, incluidos 4,500 dólares para vehículos fabricados por plantas con sindicato y 500 para baterías fabricadas en Estados Unidos. Los vehículos tendrían que ensamblarse en Estados Unidos a partir de 2027 para calificar para cualquier crédito.

Ahora, la nueva iniciativa plantea que el ensamblaje final debe tener lugar en Norteamérica, mientras que el precio de venta al público debe ser inferior a 55,000 dólares en el caso de los coches y a 80,000 dólares en el caso de los camiones y los todoterrenos.

Otro requisito es que el material de las baterías debe proceder de Estados Unidos o de socios de libre comercio, con una introducción gradual a partir de 2024.

La iniciativa establece la ampliación del crédito fiscal federal de 7,500 dólares para los vehículos eléctricos y elimina el límite de los fabricantes de automóviles para poder optar al crédito, que actualmente está en 200,000 vehículos.

 

Redacción Opportimes

Publicidad
Mostrar más
Botón volver arriba