Mercados

Estados Unidos: consumo de pollo

Estados Unidos consume más pollo que cualquier otra proteína, aproximadamente 39,000 millones de libras estimadas en el año natural 2022, según el Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA).

A nivel mundial, el pollo es la segunda proteína más consumida después del cerdo.

Por su parte, Estados Unidos es el mayor productor mundial de pollo y se prevé que produzca alrededor de 46,700 millones de libras de carne de pollo de engorde lista para cocinar en el año natural 2023, lo que representa 20.6% de la producción mundial total.

Los pollos de engorde son pollos tiernos y jóvenes adecuados para asar o asar a la parrilla.

Brasil y China producen la segunda y tercera mayor cantidad de carne de pollo de engorde, con 14.2 y 14.0% del mercado mundial, respectivamente, según el USDA.

Al mismo tiempo, la exportación de productos de pollo estadounidenses aumentó a una tasa media de crecimiento anual de 0.6% entre 2010 y 2022.

Estados Unidos es el segundo mayor exportador de carne de pollo de engorde, por detrás de Brasil.

Estados Unidos exportó 7,300 millones de libras en el año natural 2022, lo que representó 24.5% del total de las exportaciones mundiales y 15.3% de la producción total de Estados Unidos, según el USDA.

Los cinco principales exportadores (incluida la Unión Europea) controlaban casi 82,0% del mercado en 2022.

Consumo de pollo

Pilgrim’s Pride Corporation expone que el crecimiento de la demanda de pollo es atribuible a la relativa asequibilidad en comparación con otras proteínas como la carne de vacuno y de cerdo, la naturaleza cada vez más consciente de la salud de los consumidores estadounidenses, la calidad constante y la versatilidad del pollo y su introducción en muchos menús de restauración.

Además, la demanda de proteínas sigue siendo fuerte. Las estimaciones del USDA desde 2021 hasta 2032 muestran un aumento previsto de la producción de pollo en Estados Unidos a una tasa de crecimiento anual compuesta de 1.4 por ciento.

Los factores que influyen en el precio del pollo en Estados Unidos incluyen la demanda internacional, los cambios en la producción de otros países productores de pollos, los costes de los insumos y la demanda asociada a productos sustitutivos como la carne de vacuno y de cerdo.

 

Redacción Opportimes