Finanzas

El peso se deprecia 38 centavos frente al dólar

El peso cerró la sesión con una depreciación de 1.62% o 38.4 centavos, cotizando alrededor de 24.08 pesos por dólar y colocándose como la divisa de mayores pérdidas en el mercado cambiario, por adelante del rublo ruso que se depreció 1.55%, el real brasileño que perdió 1.27% y la corona noruega, que mostró un retroceso de 1.16 por ciento.

El desempeño del mercado cambiario estuvo fuertemente determinado por los precios del petróleo, en donde el precio del contrato del WTI con vencimiento en mayo bajó a un mínimo histórico de -40.32 dólares por barril, cerrando en -38.08 dólares tras caer 308.43% con respecto al cierre de la semana pasada.

El contrato del WTI con expiración en junio cotiza en 21.05 dólares por barril y mostró un retroceso de 15.90% durante la sesión.

La amplia contracción del precio del WTI se debió a que los operadores que tienen dichos contratos cerraron sus posiciones apresuradamente, pues de lo contrario tendrían que aceptar la entrega física del petróleo a finales de mayo o moverse al siguiente contrato con vencimiento en junio, que cotiza cerca de 21 dólares por barril.

La reacción del mercado se debe principalmente a que se está reduciendo el espacio de almacenamiento de petróleo, el cual se espera sea todavía menor dentro de un mes. Hasta la semana pasada ya se había ocupado el 72% de la capacidad de almacenamiento de petróleo en Cushing, Oklahoma, punto de entrega del WTI.

El peso y Pemex

El peso mexicano se coloca como la divisa más depreciada, pues a pesar de que México es un país importador neto de crudo, la expectativa de que el precio del petróleo se mantenga en niveles bajos, implica que Pemex difícilmente mejorará su situación financiera en años posteriores al 2020.

Lo anterior, podría derivar en recortes adicionales de la calificación crediticia de Pemex y de la deuda soberana de México. En la sesión, la tasa de rendimiento de los bonos de Pemex con vencimiento en 2027 subió 11 puntos base con respecto al viernes, acumulando un incremento de 134 puntos base en los últimos cinco días.

Por su parte, la tasa de rendimiento de los bonos M a 10 años mostró un incremento de 14 puntos base a 7.05%, lo que probablemente es resultado de salidas de capitales.

Por otro lado, el domingo por la noche, el presidente Trump emitió una orden ejecutiva dando al secretario del Tesoro Steven T. Mnuchin la autoridad para que las empresas aplacen el pago de ciertos aranceles debido a la crisis del coronavirus.

Consecutivamente, el Departamento del Tesoro y la Aduana y Protección de Fronteras emitieron una norma provisional que da a los importadores la opción de un período de aplazamiento de 90 días en el pago de los derechos, impuestos y tasas sobre bienes específicos que ingresen a Estados Unidos en marzo y abril.

Comercio exterior

Para poder aplazar el pago de aranceles, los importadores deben demostrar que tienen dificultad financiera y deben pertenecer a industrias que se vieron obligadas a suspender parcial o totalmente sus operaciones, ante las medidas de confinamiento. El aplazamiento de tres meses a pagos sólo cubrirá los aranceles de nación más favorecida y no se aplicará a los aranceles sobre productos chinos o importaciones de acero y aluminio de todo el mundo que entraron en vigor con la administración de Trump.

Esta norma provisional surge en respuesta al efecto negativo de las tarifas en el contexto económico provocado por la pandemia, ya que algunas compañías estadounidenses están pagando tarifas hasta del 25% mientras lidian con la caída en ventas y la menor demanda debido al paro de actividades. Cabe señalar que la orden ejecutiva se dio a conocer el domingo por la noche, probablemente porque es contradictoria con el discurso político de Trump, que desde su campaña electoral calificó a los aranceles como positivos para la industria estadounidense.

El peso y otras monedas

Debido a que la orden ejecutiva no tiene efecto sobre los aranceles aplicados a las importaciones de China y a que no se han dado detalles, los mercados financieros no reaccionaron a la noticia.

En la sesión, el tipo de cambio tocó un mínimo de 23.8479 pesos y un máximo de 24.2218 pesos. El euro-peso alcanzó un mínimo de 25.8652 y un máximo de 26.3161 pesos por euro en las cotizaciones interbancarias a la venta. Por su parte, el euro tocó un mínimo de 1.0841 y un máximo de 1.0897 dólares por euro.

Al cierre, las cotizaciones interbancarias a la venta se ubicaron en 24.0977 pesos por dólar, 1.2431 dólares por libra y en 1.0856 dólares por euro.

 

Gabriela Siller; PhD

Director de Análisis Económico-Financiero.

Banco BASE

 

pleca

Publicidad
Mostrar más

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: