ÁfricaAmérica del NorteAsiaComercio

Comercio mundial: factores de impacto en 2022

La tendencia positiva del comercio mundial en 2021 se debió en gran medida a los aumentos en los precios de las materias primas, la disminución de las restricciones pandémicas y una fuerte recuperación de la demanda debido a los paquetes de estímulo económico.

Como es probable que estas tendencias disminuyan, se espera que las tendencias del comercio internacional se normalicen durante 2022.

Para HSBC, el lanzamiento de vacunas en todo el mundo y una sólida recuperación económica global significan que entramos en 2022 en un mejor estado de lo que podríamos haber esperado hace un año.

Claramente, según este banco, aún quedan desafíos importantes por delante, entre los que se encuentra la incertidumbre causada por la propagación de la variante Omicron y, potencialmente, otras variantes en el futuro.

Los cuellos de botella en la cadena de suministro, los altos precios de la energía y los alimentos, la creciente demanda de los consumidores y los salarios más altos se han combinado para impulsar la inflación.

Ya los bancos centrales han comenzado a responder endureciendo la política monetaria y es probable que esto continúe en 2022.

Comercio mundial

En general, es probable que la evolución del comercio mundial en 2022 se vea afectada por los siguientes factores, desde la perspectiva de la UNCTAD:

Crecimiento económico más lento de lo esperado

Las previsiones de crecimiento económico para 2022 se revisan a la baja.

Por ejemplo, el Fondo Monetario Internacional recortó su pronóstico de crecimiento económico mundial para 2022 en 0.5 puntos (de 4.9 a 4.4) debido a la persistente inflación en los Estados Unidos y las preocupaciones relacionadas con el sector inmobiliario de China.

Es probable que las tendencias del comercio mundial reflejen estas tendencias macroeconómicas, con un crecimiento del comercio inferior al esperado.

Desafíos continuos para las cadenas de suministro globales

La pandemia de COVID-19 generó presiones sin precedentes sobre las cadenas de suministro.

Las interrupciones logísticas, la escasez de semiconductores y el aumento de los precios de la energía han contribuido aún más a la escasez de suministros y al aumento vertiginoso de los costos de envío.

Como resultado, las principales empresas se han centrado mucho en mejorar la confiabilidad y administrar los riesgos de sus redes de suministro, pero los retrasos persisten. Los esfuerzos para acortar las cadenas de suministro y diversificar los proveedores podrían afectar los patrones comerciales globales durante 2022.

Acuerdos comerciales y tendencias de regionalización

El 1 de enero de 2022 entró en vigor la Asociación Económica Integral Regional (RCEP). Este acuerdo comercial facilita el comercio entre muchas de las economías de Asia oriental y el Pacífico, y se espera que aumente significativamente el comercio entre los miembros, incluso al desviar el comercio de países no miembros.

También se espera que la regionalización de los flujos comerciales aumente en otras partes del mundo en línea con otras iniciativas regionales (por ejemplo, el Área de Libre Comercio Continental Africana) y también debido a la creciente dependencia de proveedores geográficamente más cercanos.

Transición hacia una economía global más verde

Se espera que los patrones comerciales en 2022 reflejen la creciente demanda global de productos ambientalmente sostenibles.

Dichos patrones también pueden estar respaldados por políticas gubernamentales que regulan el comercio de productos con alto contenido de carbono.

Además, los patrones comerciales globales también podrían verse influenciados por una mayor demanda de productos básicos estratégicos necesarios para respaldar alternativas energéticas más ecológicas (por ejemplo, cobalto, litio y metales de tierras raras).

Crecientes preocupaciones sobre la sostenibilidad de la deuda

Dados los niveles récord de deuda global, es probable que las preocupaciones sobre la sostenibilidad de la deuda se intensifiquen en los próximos trimestres debido a las crecientes presiones inflacionarias.

Un endurecimiento significativo de las condiciones financieras aumentaría la presión sobre los gobiernos más endeudados, amplificando las vulnerabilidades y afectando negativamente las inversiones y los flujos de comercio internacional.

 

Redacción Opportimes

Publicidad
Mostrar más
Botón volver arriba