América del NorteComercio

Cadenas de suministro entre Estados Unidos y México

Un informe del Congreso estadounidense hizo una breve evaluación de las cadenas de suministro entre México y Estados Unidos, mostrando beneficios mutuos.

Muchos economistas atribuyen al Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) el mérito de haber ayudado a las industrias manufactureras estadounidenses, especialmente a la industria automotriz, a ser más competitivas gracias al desarrollo de las cadenas de suministro norteamericanas.

Participación de las exportaciones hacia Estados Unidos en las exportaciones totales de México (porcentaje).

Una parte significativa del comercio de mercancías entre Estados Unidos y México se produce en el contexto de la producción compartida, ya que los fabricantes de cada país trabajan juntos para crear bienes.

Según el mismo análisis, el flujo de insumos intermedios producidos en Estados Unidos y exportados a México y el flujo de retorno de productos terminados aumentaron enormemente la importancia de la región fronteriza entre Estados Unidos y México como lugar de producción.

Cadenas de suministro

Todas las industrias manufactureras estadounidenses, incluidos los vehículos de motor y la electrónica, dependen de la ayuda de los fabricantes mexicanos.

En el sector del automóvil, por ejemplo, existen múltiples conexiones entre proveedores y puntos de montaje estadounidenses y mexicanos.

Un automóvil producido en Estados Unidos, por ejemplo, puede tener miles de piezas que proceden de distintos estados estadounidenses y de varias localidades mexicanas.

El lugar de ensamblaje final puede tener poca relación con el lugar de fabricación de sus componentes.

La mayoría de los economistas sugieren que estos vínculos ofrecen importantes beneficios comerciales y de bienestar gracias a los acuerdos de libre comercio.

De acuerdo con US Mexico Fundation, “Ally Shoring” tiene sentido desde el punto de vista económico, ya que permite a Estados Unidos, México y Canadá hacer un uso más eficiente de los recursos y maximizar la ventaja competitiva de cada país en beneficio de la región.

América del Norte cuenta con enormes recursos naturales como el agua y la energía; avanzada red de transportes e infraestructuras; red madura de cadenas de suministro integradas, construida a lo largo de 25 años gracias a las oportunidades creadas por el TLCAN; mano de obra cualificada cuya productividad manufacturera se encuentra entre las más altas del mundo; y un know-how tecnológico sin parangón que resultará esencial en la carrera por dominar la economía del conocimiento en el siglo XXI.

 

Redacción Opportimes

Publicidad
Mostrar más
Botón volver arriba