Oportunidades de Negocio

Banco Mundial financia a Sedatu proyecto sobre cambio climático por $US 150 millones

El Banco Mundial financia a la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu) de México un proyecto sobre cambio climático por 150 millones de dólares.

Para empezar, se estima que 68% de la población urbana mexicana carece de acceso a infraestructura básica como calles pavimentadas, aceras, letreros de calles o vegetación urbana.

Asimismo, sólo 24% de los mexicanos tiene acceso a vegetación a menos de 500 metros de sus hogares.

Además, el acceso al espacio público urbano en México está por debajo del promedio regional.

El Proyecto apoyado por Banco Mundial se alinea con el Marco de Asociación con el País para el período 2020-2025.

En particular, el proyecto contribuye a habilitar la infraestructura sostenible y la acción climática a través de sus objetivos de proporcionar servicios de infraestructura más inclusivos y sostenibles; y apoyar al gobierno en el logro de sus metas de cambio climático.

Las ciudades desempeñan un papel fundamental en el impulso de la economía y la respuesta a los impactos del cambio climático. Más de 80% del PIB de México y 77% de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) del país se generan en áreas urbanas.

Sedatu

Las áreas urbanas concentran las causas y los impactos del cambio climático y son fundamentales para cualquier esfuerzo amplio para reducirlo y mitigarlo.

Desde la perspectiva de la Sedatu, invertir en un futuro sostenible e inclusivo para las ciudades mexicanas es una oportunidad única para mejorar los niveles de vida de los más vulnerables y acelerar la transición hacia un futuro resiliente y con bajas emisiones de carbono.

Contexto sectorial e institucional

La urbanización en México ha llevado a una mayor prosperidad y mejoras en la calidad de vida de muchas personas, pero extender estos beneficios a los pobres y vulnerables implica desafíos notables.

México atravesó un rápido proceso de urbanización durante el siglo XX y ahora es 79% urbano.

En sólo 50 años, entre 1950 y 2000, el país pasó de 30% urbano y 70% rural a lo contrario.

Aunque las tasas de crecimiento se han moderado desde entonces, las ciudades mexicanas han agregado más de 80 millones de residentes urbanos desde la década de 1960, lo que ha creado enormes desafíos en términos de administrar el crecimiento urbano y brindar servicios y oportunidades adecuados a los nuevos residentes urbanos.

En particular, la reciente expansión de las ciudades hacia áreas periurbanas, impulsada por desarrollos habitacionales irregulares y de gran escala, ha llevado a que muchos asentamientos urbanos estén desconectados o desatendidos por la infraestructura y los servicios.

 

Publicidad
Mostrar más
Botón volver arriba